CASOS DE ÉXITO

CONDENA AL IMAS POR DIAGNOSTICAR DE FORMA ERRÓNEA A UN PACIENTE CON EL VIRUS DEL SIDA

El Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 16 de Barcelona, ha condenado al Institut Municipal d’Assistència (IMAS) a indemnizar con XX.XXX Euros, más intereses del artículo 20 de la Ley de Seguros desde el día 11 de mayo de 2007 hasta hoy a la Compañía Aseguradora Zúrich, a un paciente que fue erróneamente diagnosticado con el virus del SIDA.

La historia de Don J. S. C.,comenzó cuando acudió a consultas externas en el Servicio de Dermatología de un Hospital de la localidad de Barcelona donde le diagnostican psoriasis en la zona genital y le suministran tratamiento adecuado, si bien en una de las consultas se decide realizarle una serie de pruebas diagnósticas entre las que se encuentra la prueba del VIH (Virus de la Inmunodeficiencia Humana); cuyo resultado, positivo, se obtiene el 23 de mayo de 2002 informándole que estaba infectado por el virus del SIDA.

Se remitió al paciente a la Sección de Infecciones produciéndose la primera visita para control de un VIH asintomático el 21 de junio de 2001, obteniendo la baja laboral el 23 de junio de 2002 por “agentes virales como causa de enfermedades clasificadas en otros”.

Desde el momento en que fue conocedor de la enfermedad del VIH se sumió en una profunda depresión, que le llevó no sólo a solicitar la baja laboral para su puesto de trabajo de ‘Guardia Urbano’, sino a solicitar y obtener la incapacidad total para su trabajo  el 19 de noviembre de 2004.

Durante 4 largos años Don J. S. C. pensó que tenía SIDA, no entendía cómo podía haberse producido el contagio, pensaba que en el plazo de 10 a 15 años moriría, perdió a su pareja, y tenía miedo a las consecuencias que esta enfermedad podía tener a nivel social, y en especial a nivel laboral. Situación que le obligó a solicitar la ayuda de una Asociación de pacientes afectados por el Sida y someterse a tratamiento psiquiátrico siendo diagnosticado con ‘Trastorno Adaptativo con Ansiedad’.

Se llegó al diagnóstico de infección con el virus del Sida a partir de una prueba de laboratorio de cribado y otra de confirmación (Western blot), y pese a saber que esta última prueba puede dar lugar a un falso positivo y ocasionar errores de diagnóstico, no se repitieron las pruebas diagnósticas, y no se tuvieron en cuenta las pruebas que reflejan la existencia de un claro error en el diagnóstico de VIH pues los indicios clínicos, epidemiológicos y analíticos manifestaban que no existía la infección; y el paciente manifestaba que mantenía una relación de pareja estable y no había vivido ninguna situación de riesgo en su trabajo.

La defensa del caso ha sido tramitada por la Abogada de Servicios Jurídicos Verdún Dª. Matilde Barrabés Ramírez, especialista en derecho sanitario y adscrita a los servicios jurídicos de El Defensor del Paciente.

Ámbito del caso: Contencioso Administrativo.

Sentencia completa.

Telecinco

TV 3

El País

El Público

La Vanguardia

El Mundo

Casos de éxito

Accidentes de circulación

Atropello de peatones

Accidentes vehículos especiales

Abrir chat